CESÁREO FERNÁNDEZ DURO

Nació en Zamora, 25 de febrero de 1830 y murió el  5 de junio de 1908. Alcanzó el empleo de Capitán de Navío de la Armada Española. Está considerado, junto con Almirante, como uno de los mejores polígrafos militares de su época y así lo confirma el general Díez Alegría en sus escritos, fue reconocido como un destacado bibliófilo del momento. Su estilo literario no estaba exento de un fino humor y crítica que hacen de la lectura de su obra una delicia.

En 1845, ingresó como alumno en la Escuela Naval de San Fernando. En 1847  embarcó como guardiamarina en la Isabel II, y durante tres años navegó por las Antillas. En 1851 a bordo del Villa de Bilbao se dirige a Filipinas, donde toma parte en la “jornada de Joló“, por su valor recibe la cruz de la Orden de San Fernando. Vuelve a España, y como guardiamarina de primera es destinado a la Comisión Hidrográfica de Canarias, pese a su edad y empleo, es recibido como miembro de honor en la Academia de Bellas Artes de Santa Cruz de Tenerife. En 1853, enrolado como Alférez de Navío en la corbeta Ferrolana navega por el Mediterráneo, visitando Francia e Italia. En 1857 es nombrado profesor del Colegio Naval, siendo encargado del texto de Cosmografía. En 1860 toma parte en la campaña de África al mando del vapor Ferrolano, ganando la Cruz de la Diadema Real de Marina y el empleo de Comandante de Infantería. Vuelve a las Antillas, participando en la expedición a México de Prim. Después de estar destinado en el apostadero de La Habana, vuelve a Madrid, al Ministerio de Marina. Se retiró del servicio activo en la Armada a los 43 años.

En 1869 y 1870, ya en la reserva, pasa destinado como Secretario del Gobierno Superior de Cuba. Regresa a Madrid donde vive una activa vida cultural, organiza expediciones,  como la que detallará la situación de la antigua posesión de Santa Cruz de Mar Pequeña (Ifni), efectúa estudios sobre Colón, sus pleitos, la Santa María, los Galeones. Acomete obras de Historia, como la Historia de la Armada Española, la de Castilla. Participó en el estudio arqueológico sobre la carabela Santa María.

Fue ayudante de campo de Alfonso XII. Por su prestigio, conocimientos y experiencia, fue designado árbitro en la determinación de los límites entre Colombia y Venezuela. En 1881 entra en la Real Academia de la Historia, y en 1898 es nombrado Secretario Perpetuo de la misma. Poco antes de fallecer, estando ya enfermo de gravedad, recibe el Premio al Mérito de la Real Academia de la Historia.

Se le deben más de 400 publicaciones entre libros, monografías, informes y memorias, sus temas abarcaban la historia y la biografía, el arte militar, el derecho y la poesía. En cuanto a sus trabajos sobre la Historia de la Marina española, sobresalen su Historia de la Armada española desde la unión de Castilla y de Aragón (1895-1903) en nueve volúmenes y las Disquisiciones Náuticas (1876-1881) en seis, trabajos aún no superados hoy en día.

De sus obras destacamos:

El gran duque de Osuna y su Marina 1835

Derecho internacional Marítimo 1861

El lago de Sanabria  1979

Disquisiciones Náuticas ( VI tomos) 1877-1881

La conquista de las Azores en 1583 por Don Álvaro de Bazán 1886

Historia de la Armada Española  (IX Tomos) 1895 – 1903

 

Cor. Infª  DEM Pedro Ramírez Verdún

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.